Esta web utiliza cookies con fines funcionales y analíticos. Si navegas por ella, estarás aceptando su uso. Puedes consultar todos los detalles de nuestra Política de Cookies
Más información

PERIODOS HORARIOS EN 2.0.DHA

Si realizas un 30% de tu consumo en el horario barato, ya ahorras más que con la tarifa de un solo periodo.

HORARIO EN UN DIA DE INVIERNO
1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24
HORARIO EN UN DIA DE VERANO
1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24

HORARIO BARATO HORARIO CARO

PERIODOS HORARIOS EN 2.1.DHA

Si realizas un 30% de tu consumo en el horario barato, ya ahorras más que con la tarifa de un solo periodo.

HORARIO EN UN DIA DE INVIERNO
1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24
HORARIO EN UN DIA DE VERANO
1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24

HORARIO BARATO HORARIO CARO

Conócenos

120 AÑOS

1896 - 2016

NUESTRA HISTORIA - Un salto en el tiempo

Leoncio Comesaña y José Leiras, abogados, consiguieron a finales del siglo pasado, en el plazo de trece meses, dotar a la ciudad de Tui de un servicio que era casi desconocido en el resto de España, fundando para ello la Compañía Eléctrica de Tui.

Los dos abogados de Tui, responsables de este “salto en el tiempo”, montaron una central hidroeléctrica en Tebra, llevando luego una línea hasta Tui para el alumbrado eléctrico en la ciudad. En principio solo cuatro casas tenían corriente eléctrica; beneficiándose del invento la del Alcalde, los dos abogados y el farmacéutico, que de aquella eran las “fuerzas vivas” de la ciudad.

Queriendo cumplimentar todos los legalismos, los propietarios presentaron la correspondiente instancia al Gobernador Civil de Pontevedra para la autorización del aprovechamiento hidroeléctrico. La Central fue bautizada como "Miudiña". Concesión y condiciones fueron publicadas en el Boletín Oficial de la Provincia el día 8 de mayo de 1896.

Fue Don Juan Benito Álvarez Vicente, Alcalde Presidente del Ayuntamiento Constitucional de Tomiño, quien el 29 de junio de 1896, concedió la autorización para colocar postes y pasar líneas a través del dominio comunal, con el fin de conducir el fluido eléctrico entre la Miudiña y la ciudad de Tui. Hubo grandes protestas al respecto, por el miedo a que las vacas diesen leche cortada a partir de entonces.

Por fin el 16 de diciembre de 1896 tuvo lugar la esperada y solemne inauguración del alumbrado de la ciudad, que se celebró con un gran banquete en los salones del "Liceo" tudense, asistiendo unos cincuenta comensales.

A la hora del brindis, todo fueron halagos para los empresarios de la nueva compañía, y se hizo una exposición de las múltiples aplicaciones y utilidades de la electricidad, que según aseguraron todos los presentes sería de aplicación principal en la vida de los pueblos y del alumbrado público.